Archivo de la etiqueta: Semana Santa de Tarancón

LA SEMANA SANTA DE TARANCÓN: LOS PASOS (VII) Nuestro Padre Jesús de Medinaceli

La efigie de Jesús de Medinaceli de Tarancón, titular de su propia Hermandad, es obra del taller de escultura valenciano de José Rabassa Pérez y Antonio Royo Miralles en 1954. Representa a Jesús vestido por la túnica talar morada, coronado de espinas y maniatado en los instantes previos a emprender el camino del Calvario. Tiene un rostro serio y mirada al frente.

Jesús de Medinaceli, Tarancón 1_1

Mide la escultura 1,60 mts. y está realizada en pasta de madera con la cabeza, manos y pies de madera tallada. La túnica, de pliegues tubulares, va estofada en oro, con ricos dibujos de traza dieciochesca. Fue regalada a la hermandad por don Antonio Serrano Merlo, y sustituyó a una anterior de tamaño académico.

Ha sido restaurada en dos ocasiones por don Antonio Barbero (1982) y doña Amparo Pedroche (1997). Luce un magnífico cíngulo de pasamanería dorada realizado por los talleres Gil Ríos, de Valencia; al pecho lleva escapulario bordado en sedas y oro; y a la espalda porta una preciosa ráfaga de metal dorado. Sale en procesión cada Miércoles Santo portado por 42 banceros. Ocasionalmente, en 2005 desfiló el Jueves Santo sustituyendo al Cristo de la Agonía por haber llovido el día anterior. Suele llevar un cuidado y abundante exorno floral.

Jesús de Medinaceli, Tarancón_1

Se venera esta efigie en su propio retablo de la Parroquia Mayor de Ntra. Sra. de la Asunción de Tarancón.

Anuncios

Deja un comentario

Archivado bajo Monografías

LA SEMANA SANTA DE TARANCÓN: LOS PASOS (VI) La Coronación de Espinas

Coronación de Espinas, Tarancón 1_1

Es una obra del escultor Mariano Spiteri, de Jumilla (Murcia), que la realizó en 1985 para la Hermandad del Beso de Judas de su ciudad natal, corporación a la que fue adquirida por la Hermandad de Santa María Magdalena de Tarancón en 1997, participando en las procesiones desde 1998. Las imágenes son esculturas originales, realizadas en resina de poliéster por el método de molde perdido, a tamaño natural y gran efectismo compositivo.

En la actualidad, desde el año 2016, desfila sólo el Cristo, si bien la escena consta de tres figuras, con Jesús maniatado y sentado en el tórculo que es coronado con los espinos trenzados por un judío, mientras otro se burla arrodillado ante él. Son unas imágenes muy expresivas, sobre todo el Cristo con un marcado gesto de dolor.

Coronación de Espinas, Tarancón 2_1.JPG

El Jesús de la Coronación de Espinas desfila en la procesión de Miércoles Santo en las mismas andas de Santa María Magdalena, portado por 30 banceros. Entre 1999 y 2015 lo hizo el Jueves Santo en unas andas mayores para ubicar el grupo completo. En 1998 salió de forma extraordinaria el Viernes Santo en el Santo Entierro por haber llovido el día anterior.

Deja un comentario

Archivado bajo Monografías

LOS PASOS DE LA SEMANA SANTA DE TARANCÓN (V) El Beso de Judas

Beso de Judas, Tarancón_1

El grupo del Beso de Judas se hizo en 1973 en los Talleres El Arte Cristiano, de Olot (Gerona). Las imágenes de este paso están realizadas en pasta de madera, siendo de tamaño académico. Se representa a Jesús vestido de blanco, símbolo de su inocencia, en el momento en que Judas le da el beso de la traición. Mientras, San Pedro duerme tendido en el suelo sin presentir el peligro. Un soldado romano, armado con su lanza e iluminando con un farol, se sitúa en la parte posterior de la escena. Completa el paso un olivo con ramas naturales que sirve para ambientar el lugar del suceso. Entre 1996 y 2005 se prescindió de la imagen de San Pedro, por no caber en las andas que se usaban, pero en 2006 se volvió a incorporar la figura durmiente del Apóstol.

Suele ir adornado con plantas aromáticas y yedra rodeando el tronco de la oliva. Pertenece a la Hermandad de Jesús Nazareno. Lo cargan sobre sus hombros durante la Procesión del Miércoles Santo 38 banceros. Desde 1975 a 1991 también desfiló en la Procesión de Jueves Santo.

Beso de Judas, Tarancón 1_1

 

Deja un comentario

Archivado bajo Monografías

LOS PASOS DE LA SEMANA SANTA DE TARANCÓN (IV) La Oración en el Huerto.

Las imágenes del paso de la Oración en el Huerto de Tarancón son obra del escultor cordobés Alfonso Castellano Tamarit, que las talló en madera de cedro en el año 2011. Son imágenes de vestir, en el caso de Jesús, articulada en codos, hombros y pies.

Oración en el Huerto, Tarancón 1_1.JPG

Jesús aparece arrodillado con la mirada elevada y rostro de desasosiego, mientras adelanta sus manos hacia un ángel, joven y sereno, que le muestra el cáliz de la Pasión. Cristo luce túnica blanca y mantolín rojo y se corona de potencias de plata. Al pecho suele llevar un relicario de plata vieja que contiene hojas de los olivos de Getsemaní, en Jerusalén.

El ángel muestra su torso desnudo, de anatomía mórbida. Es de finos rasgos faciales, de sexo indefinible, y despliega las alas a su espalda, decoradas con aplicaciones de bronce a modo de broches. Calza botas barrocas, al estilo de los arcángeles de la escuela andaluza del Siglo de Oro. Como curiosidad, carece de ombligo, pues el escultor quiso significar así que es un ser creado por Dios, no engendrado como los mortales. Cubre sus caderas y muslos por un complejo faldellín de brocado azul.

SONY DSC

Tras la escena se recrea un olivo con ramas naturales. El paso pertenece a la Hermandad de San Juan Evangelista y sale en la procesión de Miércoles Santo portado por 40 banceros.

Desde 2014 las imágenes se veneran en la Parroquia de San Víctor y Santa Corona de Tarancón.

 

Deja un comentario

Archivado bajo Monografías

LOS PASOS DE LA SEMANA SANTA DE TARANCÓN (III) El Cristo de los Frailes

Cristo de los Frailes, Tarancón 1_1

El Cristo de los Frailes es conocido con este nombre por venerarse en la Capilla de la Penitencia de la Iglesia del Convento de los Padres Franciscanos. Por eso también es denominado Cristo del Convento o Cristo de la Penitencia. Se trata de una imagen de Jesús Crucificado muerto, con la cabeza desplomada y los ojos cerrados, de gran sentido dramático. Tiene tamaño inferior al natural y es de pasta de madera de los talleres de Olot (Gerona), regalado al Convento hacia 1948 por don Jorge de Juan, vecino de Tarancón de origen catalán que quiso traer a la ciudad una costumbre de su tierra natal. De hecho el Cristo es portado a la usanza catalana y valenciana, por una sola persona, con un sistema de correajes, recostado sobre el pecho del portador. Para poder manejarlo y equilibrar el peso, la cruz lleva dos asas a los lados. Es sobrecogedor ver como avanza por las calles en la noche del Martes Santo presidiendo la meditación del Vía Crucis organizado por la Junta Mayor de Hermandades.

Cristo de los Frailes, Tarancón_1

Deja un comentario

Archivado bajo Monografías

LOS PASOS DE LA SEMANA SANTA DE TARANCÓN (II) Santísima Virgen de la Soledad

Virgen de la Soledad, Tarancón_1Pertenece a la Hermandad del Santo Entierro y Soledad. Representa a la Virgen dolorosa, con la mirada baja y las mejillas surcadas por lágrimas. En las manos porta pañuelo, rosario y la corona de espinas, y sobre el pecho, corazón de orfebrería con siete puñales en representación de sus siete dolores. Es imagen de vestir, con la cabeza y manos talladas, y los brazos articulados en codos y hombros.

Se desconoce la fecha y el autor de la imagen. Hay quien asegura que la efigie es la anterior a la Guerra Civil que consiguió salvarse gracias a la familia Moya. Fue restaurada en 1983. Sale en procesión ataviada con un rico ajuar compuesto de un manto de terciopelo negro bordado en oro; rostrillo de blonda; saya blanca el Jueves Santo, y negra el Viernes Santo, ambas con bordados en oro. Se corona con diadema de metal con ráfagas y estrellas.

El Jueves y Viernes Santo desfila bajo palio sobre unas grandiosas andas de nogal, portada por 60 banceros. El Viernes de Dolores sale en rosario vespertino en unas andas más pequeñas.

Virgen de la Soledad, Tarancón 1_1

La Santísima Virgen preside el retablo que cierra la nave del evangelio de la Iglesia Mayor Parroquial de Ntra. Sra. de la Asunción de Tarancón.

Deja un comentario

Archivado bajo Monografías

LOS PASOS DE LA SEMANA SANTA DE TARANCÓN (I). CUÁLES SON.

En la Semana Santa de Tarancón recorren las calles de la ciudad 23 pasos en total. Unos son monofigurativos, con una sola imagen. Son pasos de acompañamiento, como las vírgenes dolorosas, San Juan o la Magdalena, o de carácter simbólico, como la Cruz Desnuda. Otros representan escenas de la Pasión.

Pasos, Exaltación, Tarancón_1.jpg

Algunos pasos de acompañamiento desfilan más de un día, como es el caso de la Virgen de la Soledad que lo hace en el Viernes de Dolores, el Jueves y el Viernes Santos; por su parte, los pasos de San Juan y Santa María Magdalena lo hacen en las procesiones de Jueves Santo y Domingo de Resurrección.

Viernes Santo en Tarancón_1.JPG

Por orden de salida en la Semana Santa taranconera, los veintitrés pasos procesionales son: la Virgen de la Soledad, la Entrada Triunfal en Jerusalén, el Cristo del Convento, la Oración en el Huerto, el Beso de Judas, la Coronación de Espinas, Jesús de Medinaceli, la Virgen del Dulce Nombre, la Flagelación, Jesús Nazareno, la Exaltación de la Cruz, el Cristo de la Agonía, Santa María Magdalena, San Juan Evangelista, el Cristo de las Siete Palabras, el Cristo de Burgos, el Descendimiento, la Virgen de la Piedad, la Cruz Desnuda, la Virgen de la Esperanza con San Juan, el Cristo Yacente, Jesús Resucitado y la Virgen del Alba.

Deja un comentario

Archivado bajo Monografías