Estatutos y Normas

DEVOTA Y FERVOROSA HERMANDAD PENITENCIAL Y COFRADÍA DE ESCLAVOS DE LA EXALTACIÓN DE LA SANTA CRUZ Y DULCE NOMBRE DE MARÍA SANTÍSIMA.- TARANCÓN

 

NORMAS DE ADMINISTRACIÓN

La Junta de Gobierno de esta Cofradía ha decidido establecer estas Normas de Administración, conforme al artículo 35º de los Estatutos, para el buen gobierno de la misma.

CAPÍTULO 1º. LA JUNTA DE GOBIERNO.

Artículo 1º. Conforme establece el artículo 36º de los Estatutos, las reuniones de la Junta de Gobierno serán válidas siempre que asistan como mínimo cinco de sus miembros.

Artículo 2º. Las reuniones de Junta de Gobierno de la Hermandad serán convocadas por SMS en el que constará la fecha, hora y lugar de la reunión, así como los temas a tratar.

Artículo 3º. Las reuniones ordinarias de Junta de Gobierno se procurará que se celebren los miércoles y viernes de forma alterna, para facilitar la participación de todos los directivos.

Artículo 4º. Las reuniones extraordinarias de Junta de Gobierno se celebrarán cuando lo estime oportuno la presidenta o los miembros de la Junta que la convoquen, conforme al artículo 37º de los Estatutos.

Artículo 5º. Cada año se elaborará un calendario con las tareas a realizar por cada miembro de la Junta de Gobierno, que se recogerá en el llamado Libro de Encargos.

 

CAPÍTULO 2º. LAS IMÁGENES SAGRADAS

Artículo 6º. Las imágenes sagradas deberán utilizarse en los actos de culto que establezcan los estatutos, y aquellos que se puedan celebrar de forma extraordinaria de conformidad entre la Junta de Gobierno y el párroco, a quien corresponde ordenar la liturgia.

Artículo 7º. No se utilizarán las imágenes sagradas en actos que no sean de culto y que se desarrollen fuera del recinto del templo. En casos extraordinarios se estará a lo que dispongan el párroco y el señor obispo, conforme a los artículos 52º y 54º de los Estatutos.

Artículo 8º. No se pondrán las imágenes de la Hermandad en el altar mayor con motivo de celebraciones particulares como bodas, bautismos, comuniones o exequias.

Esta prohibición viene motivada por las siguientes causas, establecidas por la normativa litúrgica en vigor:

1.- No desvirtuar el uso de las imágenes, que deben servir para meditar sobre los misterios que representan.

2.- No quitar protagonismo al sacramento o acto litúrgico que se esté celebrando.

Artículo 9º. El cuidado de las imágenes sagradas quedará a cargo de un grupo de camareras. La camarera mayor será designada por la Junta de Gobierno y será ella la que designe a sus camareras auxiliares en el número que crea oportuno.

Artículo 10º. En la limpieza de las imágenes se tendrá en cuenta que son obras artísticas policromadas al óleo,  por lo que no se utilizará ningún producto químico, ni agua, ni huevo, pues pueden resultar abrasivos. La limpieza se limitará a la retirada del polvo con plumero o trapo seco.

Artículo 11º. Corresponde a la camarera mayor el correcto cuidado de la ropa y la guardia y custodia de las joyas y ajuar de la Virgen del Dulce Nombre.

Artículo 12º. Las camareras cambiarán de ropa a la Virgen del Dulce Nombre conforme al siguiente calendario anual:

1.- En la segunda quincena de enero, manto de hebrea con la saya de terciopelo verde.

2.- Jueves de Pasión, manto rojo de procesión, saya negra y fajín bordado en oro.

3.- Sábado Santo, para la Pascua, manto rojo con la saya blanca de espolín de rosas.

4.- Después del Corpus, manto de terciopelo negro con la saya granate.

5.- A finales de octubre,  manto de luto de damasco negro.

6.- 1 de diciembre, para Adviento y Navidad, manto azul y saya de brocado marfil.

Artículo 13º. Queda expresamente prohibida la realización de fotos a la Virgen del Dulce Nombre cuando esta esté desvestida, para evitar su difusión o un uso indecoroso de dichas imágenes.

Artículo 14º. Cuando la Virgen tenga que llevar joyas, como en la procesión, se procurará que lleve una composición sencilla, evitando repetir joyas del mismo tipo (un solo rosario, un solo broche, una sola cruz). Las joyas se situarán sobre el pecho o el cinturón, nunca en las manos o cuello, para evitar dañar la policromía. Queda expresamente prohibido el uso de anillos, pendientes, pulseras o collares, por los mismos motivos.

 

CAPÍTULO 3º. HOMENAJES Y RECUERDOS

Artículo 15º. La Hermandad realizará una misa anual en recuerdo de los hermanos difuntos, en particular los del último año, conforme establece el artículo 6º de los Estatutos.

Artículo 16º. A criterio de la Junta de Gobierno, se podrán decir otras misas funerales a lo largo del año, por ser la mejor manera con que la hermandad puede recordar a los difuntos.

Artículo 17º. No se dispondrán crespones negros por los hermanos difuntos u otros hechos luctuosos, en las imágenes sagradas o insignias de la hermandad, para no desvirtuar lo que representan las mismas.

Artículo 18º. Cuando la Hermandad considere que hay que hacer algún homenaje o acto de recuerdo a alguna persona o institución, este se hará de forma lo más sencilla posible y siempre fuera de los actos de culto de la Hermandad.

 

CAPÍTULO 4º. ACTOS PROTOCOLARIOS

Artículo 19º. La representación de la Hermandad con terceros la ejercerá la Presidenta, conforme al artículo 40º de los Estatutos, y por delegación los miembros de la Junta de Gobierno.

Artículo 20º. En los actos solemnes la Hermandad estará representada de forma corporativa por la bandera, insignia principal de la Hermandad.

Artículo 21º. Anualmente, la Hermandad acudirá de forma corporativa, con la bandera, a los siguientes actos:

1.- Los actos estatutarios de la propia Hermandad, excepto el Vía Crucis de Lunes Santo, en el que la única insignia es Cristo en la Cruz.

2.- Las procesiones de la Semana Santa.

3.- El día de la parroquia.

4.- La Procesión del Corpus Christi.

5.- La Procesión de la Virgen de Riánsares, patrona de Tarancón.

Artículo 22º. De manera extraordinaria, la Hermandad acudirá de forma corporativa, con la bandera, a celebraciones singulares de otras Hermandades o entidades, como aniversarios especiales o centenarios. Consideraremos que los aniversarios son especiales si conmemoran intervalos mínimos de 25 años.

Artículo 23º. La Hermandad no participará de forma corporativa en celebraciones anuales y ordinarias de otras Hermandades o entidades.

 

Estas Normas fueron revisadas y aprobadas por la Junta de Gobierno el 22 de febrero de 2017.

CARMEN Mª MAHILLO SANTAMARÍA                      Mª CRUZ GARCÍA SOLERA

Presidenta.                                                                Secretaria.

 

*******************

 

 

ESTATUTOS
DE LA
DEVOTA Y FERVOROSA HERMANDAD PENITENCIAL Y COFRADÍA DE ESCLAVOS DE LA EXALTACION DE LA SANTA CRUZ Y DULCE NOMBRE DE MARÍA SANTÍSIMA.
****TARANCÓN****

PREÁMBULO

En el nombre de la Santísima Trinidad, Padre, Hijo y Espíritu Santo, tres Personas distintas y un solo Dios verdadero, y del Santo Árbol de la Cruz al cual con tanto agrado y respeto bendecimos y veneramos como Divino Trono del Salvador del Mundo, al que invocamos en aquella Sagrada Imagen de Jesús Crucificado bajo la advocación de la Exaltación, y en el Dulcísimo y Santísimo Nombre de su Dolorosa Madre la Siempre Bienaventurada Virgen María, y de Todos los Santos, hacemos que sea manifiesto, público y notorio que nosotros, los hermanos que hoy somos y deseamos ser, y los que en el futuro fueren, de esta Devota y Fervorosa Hermandad Penitencial y Cofradía de Esclavos de la Exaltación de la Santa Cruz y del Dulce Nombre de María Santísima, en virtud de nuestro vínculo de confraternidad y con el loable propósito de venerar y cultivar la devoción al Santo Madero y a la Santísima Virgen Dolorosa, tanto en los Solemnes Cultos que se establecen, como en las manifestaciones públicas de Fe que suponen las procesiones de la Semana Santa, haciendo penitencia por el perdón de nuestros pecados, hemos decidido establecer y establecemos que esta Cofradía, que fue fundada el 8 de julio de 1991, se gobierne en lo sucesivo por estos Estatutos, que se inspiran en los Estatutos antiguos, y que a continuación relacionamos, conforme a lo establecido en el derecho canónico vigente, y previa aprobación del Señor Obispo, a quien Dios guarde muchos años.

CAPÍTULO I. TÍTULO, NATURALEZA Y FINES.

Artículo 1º. Título.
El título de esta asociación de fieles es Devota y Fervorosa Hermandad Penitencial y Cofradía de Esclavos de la Exaltación de la Santa Cruz y Dulce Nombre de María Santísima, constituida en la Parroquia de Ntra. Sra. de la Asunción de Tarancón, de la Diócesis de Cuenca.

Artículo 2º. Naturaleza jurídica.
1. En conformidad con lo que establece el Código de Derecho Canónico en los cánones 312 y 313, la Devota y Fervorosa Hermandad Penitencial y Cofradía de Esclavos de la Exaltación de la Santa Cruz y Dulce Nombre de María Santísima de Tarancón es una asociación pública de fieles, con personalidad jurídica pública.
2. La Devota y Fervorosa Hermandad Penitencial y Cofradía de Esclavos de la Exaltación de la Santa Cruz y Dulce Nombre de María Santísima de Tarancón se rige por los presentes Estatutos y por las disposiciones vigentes del derecho canónico que le sean aplicables, en especial los cánones 298-311 y 312-320 del Código de Derecho Canónico y por las leyes particulares de la Diócesis de Cuenca.

Artículo 3º. Fines.
La Devota y Fervorosa Hermandad Penitencial y Cofradía de Esclavos de la Exaltación de la Santa Cruz y Dulce Nombre de María Santísima de Tarancón se propone conseguir los siguientes fines:
1. Vivir más intensamente la fe cristiana, potenciarla y fomentar entre los hermanos la humildad, penitencia y caridad, ideas básicas de su fundación.
2. Vivir en profundidad el misterio de la Cruz de Nuestro Señor. Para ello la Hermandad fomentará entre los hermanos el conocimiento y vivencia del significado de la Cruz.
3. Organizar charlas, conferencias, cursos y otros medios para el cultivo de la formación de los hermanos, los cuales procurarán aprovecharse al máximo de ellos. Se recomendará, además, a los hermanos que participen en ejercicios espirituales, cursillos, convivencias y otras reuniones de formación similares.
4. Fomentar entre los hermanos el espíritu de oración y la participación activa en los sacramentos, principalmente de la Eucaristía. Fomentará igualmente la lectura de la Palabra de Dios y la reflexión de la Sagrada Escritura, que ocupará un lugar destacado en las reuniones de piedad organizadas por la Hermandad.
5. Potenciar entre los hermanos la vivencia del tiempo de Cuaresma y sobre todo la celebración del Triduo Pascual. Para ello la Hermandad participará en los actos de culto de la Parroquia y en los que ella organice para conseguir sus fines, que se establecen en el Capítulo II de estos Estatutos.
6. Como fin primordial desde su fundación la Hermandad trabajará preferentemente entre los jóvenes, potenciará la pastoral juvenil de la Parroquia, a tenor del canon 298, formará a sus componentes para que puedan vivir su vida de fe en las actividades de orden temporal que desarrollen en la sociedad.
7. Dar culto a las imágenes titulares de la Hermandad y velar por su ornato y decoro. Participar en los desfiles procesionales de la Semana Santa y colaborar en su organización y en la buena marcha de los mismos, bajo la tutela de la Junta Mayor de Hermandades y Cofradías de Semana Santa de Tarancón.
8. Cuidar el carácter religioso, catequético y penitencial de las procesiones de Semana Santa, a la vez que fomentar su esplendor, dentro de una norma de respeto a la tradición y la austeridad que históricamente ha caracterizado a la Semana Santa en la Diócesis de Cuenca.
9. Apoyar las actividades socioculturales de nuestro entorno local para favorecer la solidaridad, la integración, la igualdad, la comunicación y el respeto entre las personas, y en general el servicio al bien común.
10. Como testimonio de comunión estimulará entre sus hermanos una vida de verdadera fraternidad. Los hermanos se sentirán verdaderos apóstoles en el seno de la Iglesia y colaborarán con la Parroquia en las actividades de caridad y de catequesis como verdaderos cristianos comprometidos.

Artículo 4º. Sede Canónica y Domicilio Social.
1. La Devota y Fervorosa Hermandad Penitencial y Cofradía de Esclavos de la Exaltación de la Santa Cruz y Dulce Nombre de María Santísima de Tarancón tiene su sede canónica en la Parroquia de Ntra. Sra. de la Asunción de dicha localidad.
2. Su domicilio social está situado en la Calle Belinchón nº 9 de Tarancón (Cuenca). Este domicilio podrá cambiarlo la Junta General, siempre que lo haga dentro de la localidad. El cambio de domicilio se notificará al Obispo Diocesano.

CAPITULO II. SOLEMNIDADES DE LA HERMANDAD.

Artículo 5º. Sagradas imágenes.
1. Las imágenes titulares de la Devota y Fervorosa Hermandad Penitencial y Cofradía de Esclavos de la Exaltación de la Santa Cruz y Dulce Nombre de María Santísima de Tarancón son el Santísimo Cristo de la Exaltación y María Santísima del Dulce Nombre, que se veneran en su retablo de la Iglesia Parroquial de la Asunción de Tarancón.
2. La Hermandad venera además al Santísimo Cristo de Burgos y a San Dimas, igualmente expuestos al culto en dicha Parroquia.
3. Estas sagradas imágenes serán sacadas en procesión durante la Semana Santa y se les rendirán solemnes cultos.

Artículo 6º. Festividades del Santísimo Cristo de la Exaltación.
1. La Hermandad celebrará Función Solemne y Besapiés al Santísimo Cristo de la Exaltación cada Cuarto Domingo de Septiembre. La Santa Misa se ofrecerá por el eterno descanso de los hermanos difuntos de la Hermandad.
2. El Lunes Santo se celebrará Vía Crucis público con la imagen del Stmo. Cristo de la Exaltación, especialmente dedicado a los jóvenes.

Artículo 7º. Festividad de María Santísima del Dulce Nombre.
La Hermandad celebrará Función Solemne y Besamanos a María Santísima del Dulce Nombre cada Tercer Domingo de Pascua.

Artículo 8º. Triduo Cuaresmal.
La Hermandad celebrará en Cuaresma Solemne Triduo en honor de nuestros amantísimos titulares, como preparación de la Semana Santa. Durante el Triduo se realizará la bendición de los hábitos de los nuevos hermanos.

Artículo 9º. Triduo Pascual.
La Hermandad participará activamente en las celebraciones del Triduo Pascual.

Capítulo III. Las Procesiones.

Artículo 10º. Finalidad de las procesiones.
La Hermandad participará con sus sagradas imágenes en las procesiones de la Semana Santa como acto de penitencia y manifestación pública de fe.

Artículo 11º. Escudo.
1. El distintivo de la Hermandad será un escudo oval dividido en dos cuarteles: en el superior figurará una cruz inclinada atada en los extremos del travesaño por dos maromas que se extienden hasta la base; en el cuartel inferior figurará el anagrama de María.
2. Este escudo figurará en las insignias de la Hermandad y prendido en la barba del capuz de los hermanos.

Artículo 12º. Insignias.
1. La Bandera es la insignia principal de la Hermandad, y representará a la misma en todas las procesiones y actos oficiales.
2. Los cargos de portadores de insignias durante las procesiones serán designados cada año conforme a las normas que establezca la Junta de Gobierno.

Artículo 13º. Hábito de los hermanos.
El hábito que vestirán los hermanos en las procesiones estará compuesto de túnica de color negro y capuz, capa y fajín de color granate, todo confeccionado en raso. El fajín llevará dos caídas rematadas en flecos dorados.
Será obligatorio el uso de pantalón, zapato y calcetín negros, las manos se cubrirán con guantes blancos y la barba del capuz permanecerá bajada durante todo el recorrido de las procesiones.

Artículo 14º. Banceros.
1. Los hermanos que quieran ser banceros de los pasos procesionales deberán inscribirse para ello conforme a las normas que establezca cada año la Junta de Gobierno.
2. Los menores de edad podrán ser banceros con la autorización expresa de sus tutores legales.
3. Los banceros portarán el hábito de la Hermandad sin capa.

Artículo 15º. Capataz.
1. Los pasos procesionales y los banceros serán dirigidos durante las procesiones por el Capataz.
2. El Capataz será designado conforme a las normas que establezca la Junta de Gobierno.

Artículo 16º. Hermanos de fila.
Los hermanos de fila portarán en las procesiones hachones con tulipas y bujías de cera blanca.

Artículo 17º. Acompañamiento musical.
1. Los pasos irán acompañados por bandas durante las procesiones, conforme a la disponibilidad económica de la Hermandad.
2. Siempre que la Hermandad disponga de banda propia, sus miembros serán hermanos y vestirán en las procesiones el hábito de la Cofradía.

Artículo 18º. Gobierno de las procesiones.
1. Durante las procesiones de Semana Santa la máxima autoridad de la Hermandad será el Hermano Mayor.
2. El Hermano Mayor será designado cada año conforme a las normas que establezca la Junta de Gobierno.

Capítulo IV. LOS HERMANOS.

Artículo 19º. Solicitud de ingreso.
1. Para facilitar el ingreso en la Hermandad se solicitará a la Junta de Gobierno, la cual decidirá sobre la aceptación o rechazo del candidato.
2. Los menores de edad no serán admitidos sin la expresa autorización de sus tutores legales.

Artículo 20º. Condiciones para ser hermano.
Para poder ser miembro de la Hermandad se requieren las siguientes condiciones:
1. Estar bautizado.
2. Ser católico.
3. Llevar un comportamiento cristiano coherente con su condición de miembro de la Hermandad y de la comunidad parroquial.
4. Aceptar los Estatutos y Reglamentos y el espíritu de la Hermandad.
5. Tener los demás requisitos que se exijan por el derecho canónico vigente.

Artículo 21º. No admisión.
No podrá ser admitido como hermano:
1. Quien rechace públicamente la fe católica o se aparte de la comunión eclesiástica.
2. Quien se encuentre condenado por una excomunión impuesta o declarada.
3. Quien profese un ateísmo notorio.
4. Quien viva en total indiferencia religiosa.
5. Quien milite en organizaciones anticristianas o que contradigan a los fines de esta Hermandad.
6. Quien solicite su ingreso sin un deseo sincero y serio de pertenecer a la Hermandad o que contradiga los fines de la misma.
7. Quien no cumpla con los requisitos recogidos en el artículo 20º de estos Estatutos.

Artículo 22º. Hermanos de pleno derecho.
Todos los miembros de la Hermandad mayores de edad gozan de los mismos derechos y tienen las mismas obligaciones.

Artículo 23º. Derechos y obligaciones de los hermanos mayores de edad.
1. Todos los hermanos mayores de edad tienen los siguientes derechos:
– Participar en las juntas generales con voz y voto.
– Poder ser elegido para los órganos y cargos de gobierno.
– Recibir de la Junta de Gobierno una copia de los Estatutos en el momento de su afiliación.
– Solicitar y recibir información sobre los proyectos y actividades de la Hermandad.
– Participar en las actividades que organice la Hermandad, en orden a conseguir sus propios fines.
– Disfrutar de todas las gracias, bienes espirituales e indulgencias que se concedan a la Hermandad.
2. Todos los hermanos mayores de edad tienen las siguientes obligaciones:
– Aceptar las disposiciones de los Estatutos y Reglamentos y las decisiones válidas de las Juntas Generales y de la Junta de Gobierno.
– Conocer los presentes Estatutos.
– Procurar que sus actos y comportamientos sociales no contradigan los fines de la Hermandad.
– Procurar que su conducta y costumbres sean expresión de su compromiso bautismal y de su fe católica.
– Observar los días festivos según las leyes de la Iglesia.
– Participar en los sacramentos al menos con la frecuencia establecida por la ley eclesiástica.
– Estar dispuesto a colaborar, dentro de sus posibilidades, en las obras apostólicas de la Parroquia.
– Contribuir con las cuotas que señale la Junta General.

Artículo 24º. Derechos y obligaciones de los hermanos menores de edad.
Todos los hermanos menores de edad tienen las mismas obligaciones y gozan de los mismos derechos expuestos en el artículo 23º, excepto:
1. El derecho a voto en las Juntas Generales.
2. El derecho a poder ser elegidos para los órganos y cargos de gobierno.

Artículo 25º. Baja de los hermanos.
Los hermanos causarán baja:
1. Por decisión propia comunicada a la Junta de Gobierno.
2. Por expulsión después de haber sido previamente amonestado en caso de incumplimiento reiterado e injustificado de sus obligaciones.
3. Por expulsión de aquellos que, siendo miembros, caigan en alguno de los casos señalados en el artículo 21º de estos Estatutos.
4. Por otros motivos que señale el Derecho Canónico Vigente.

Artículo 26º. Procedimiento de expulsión.
En los casos de expulsión la Junta de Gobierno oirá previamente al hermano interesado, y elevará un informe a la Junta General que decidirá en consecuencia.

Capítulo V. Gobierno de la hermandad.

SECCIÓN I. LA JUNTA GENERAL.

Artículo 27º. Naturaleza de la Junta General.
1. La Junta General es el máximo órgano representativo de la Hermandad.
2. De la Junta General emanarán todos los acuerdos y decisiones, que ejecutarán la Junta de Gobierno y los distintos cargos directivos.

Artículo 28º. Composición de la Junta General.
1. La Junta General estará integrada por todos los hermanos.
2. Sólo tendrán voto en Junta General los hermanos mayores de edad.

Artículo 29º. Competencias de la Junta General.
Corresponden a la Junta General las siguientes competencias:
1. Aprobar los Estatutos y sus modificaciones.
2. Interpretar auténticamente los Estatutos.
3. Elegir al presidente de la Hermandad.
4. Decidir el cambio de domicilio social de la Hermandad.
5. Aprobar la memoria anual de las actividades de la Hermandad y la programación de actividades para el año siguiente.
6. Aprobar anualmente las cuentas y los presupuestos de la Hermandad.
7. Fijar las cuotas ordinarias y extraordinarias que debe abonar cada hermano.
8. Acordar la disolución de la Hermandad.
9. Decidir sobre cualquier otra cuestión importante que surja referente al gobierno de la Hermandad.

Artículo 30º. Convocatorias de la Junta General.
1. Las convocatorias de la Junta General las cursará el Secretario por escrito, en nombre del Presidente, a cada uno de los hermanos, adjuntando el orden del día, y figurando en la citación el lugar, fecha y hora de la reunión.
2. Las reuniones ordinarias se convocarán al menos con diez días de antelación, las extraordinarias al menos con cinco días de antelación.
3. Las sesiones de la Junta General quedarán constituidas en primera convocatoria con la totalidad de los miembros convocados, y en segunda convocatoria con los que estén presentes.

Artículo 31º. Reuniones de la Junta General.
1. La Junta General será presidida por el Presidente de la Hermandad.
2. La Junta General se reunirá de forma ordinaria al menos una vez al año.
3. Se podrá reunir de forma extraordinaria siempre que lo estime conveniente el Presidente o la Junta de Gobierno, y también siempre que lo soliciten por escrito una tercera parte de los hermanos.
4. En casos extraordinarios, también deberá reunirse a requerimiento del Obispo Diocesano o del Delegado Diocesano de Hermandades y Cofradías.

Artículo 32º. Acuerdos de la Junta General.
1. Para que los acuerdos tomados por la Junta General sean válidos es necesario que hayan obtenido la mayoría absoluta de los votos de los presentes; si después de dos votaciones no se obtiene mayoría absoluta, es suficiente la mayoría relativa en la tercera votación.
2. En los casos de elección de cargos directivos, se procederá del mismo modo. En caso de no llegar a un acuerdo por mayoría relativa en tercera votación, quedará elegido el candidato de más edad.
3. Sin embargo, se requerirá siempre mayoría de dos tercios de los votos para tomar decisiones sobre la modificación de los presentes Estatutos o la disolución de la Hermandad.
4. Las votaciones serán públicas y de la forma que se decida en la misma Junta General, pero deberán ser secretas cuando así lo pida alguno de los hermanos presentes en la reunión y con derecho a voto.

SECCIÓN II. LA JUNTA DE GOBIERNO.

Artículo 33º. Naturaleza de la Junta de Gobierno.
La Junta de Gobierno es el máximo órgano ejecutivo de la Hermandad.

Artículo 34º. Composición de la Junta de Gobierno.
1. La Junta de Gobierno estará compuesta por el Capellán, el Presidente, el Vicepresidente, el Secretario, el Vicesecretario, el Tesorero, el Vicetesorero, el Mayordomo, el Vicemayordomo y un mínimo de seis vocales.
2. Los miembros de la Junta de Gobierno serán designados por el Presidente para un periodo de cuatro años, pudiendo ser reelegidos indefinidamente.

Artículo 35º. Competencias de la Junta de Gobierno.
Corresponden a la Junta de Gobierno las siguientes competencias:
1. Llevar a efecto las decisiones que haya tomado la Junta General, a no ser que estas se hayan encomendado a una persona o comisión.
2. Hacer la memoria anual de las actividades de la Hermandad y establecer la programación de actividades para el año siguiente.
3. Revisar anualmente las cuentas y los presupuestos de la Hermandad, antes de que sean presentados a la Junta General.
4. Preparar el orden del día de las Juntas Generales.
5. Establecer las normas de administración de la Hermandad.
6. Otorgar poderes notariales y las facultades que sean necesarias para poder actuar legítimamente respecto a terceras personas.
7. Conceder poderes a abogados y procuradores para defender y representar a la Hermandad ante los tribunales.
8. Aprobar la formalización de contratos y petición de créditos.
9. Aceptar las propuestas de incorporación de nuevos hermanos.
10. Tramitar las expulsiones y las sanciones, conforme al artículo 26º de estos Estatutos.

Artículo 36º. Convocatorias y quórum de la Junta de Gobierno.
Las reuniones de la Junta de Gobierno se celebrarán tras única convocatoria, hecha en la forma y plazo que la misma Junta establezca, y será necesaria la asistencia de, al menos, cinco de sus miembros para que sus decisiones sean válidas.

Artículo 37º. Reuniones de la Junta de Gobierno.
1. Las reuniones de la Junta de Gobierno serán presididas por el Presidente de la Hermandad.
2. La Junta de Gobierno de la Hermandad se reunirá de forma ordinaria al menos tres veces al año.
3. Se podrá reunir de forma urgente siempre que lo estime conveniente el Presidente, y también cuando lo soliciten por escrito una tercera parte de sus miembros.

SECCIÓN III. LOS CARGOS DIRECTIVOS.

Artículo 38º. El Capellán.
1. El Capellán de la Hermandad será el párroco de Ntra. Sra. de la Asunción de Tarancón, salvo que el Obispo diocesano determine otra cosa.
2. El Capellán tendrá derecho a asistir a la Junta General y a las reuniones de la Junta de Gobierno con voz y voto. Para ello será siempre convocado a dichas Juntas y reuniones, no siendo válidas aquellas reuniones a las que no fuera convocado.

Artículo 39º. Funciones del Capellán.
1. Serán funciones del Capellán:
1. Animar espiritualmente a los hermanos.
2. Colaborar para que la Hermandad se mantenga siempre dentro de su carácter eclesial.
3. Fomentar la participación de los hermanos en los planes pastorales diocesanos y parroquiales.
4. Hacer presentes en las Juntas Generales y las Juntas de Gobierno las orientaciones y normas de la Iglesia.
5. Programar y dirigir ejercicios espirituales, cursos, charlas de formación y convivencias para fomentar y potenciar la vida cristiana de los hermanos.
6. Asesorar a la Hermandad en los asuntos que se le solicite.
2. En los casos en que los acuerdos de la Junta General o de la Junta de Gobierno afecten a la doctrina de la fe y moral o la disciplina de la Iglesia, en especial de la liturgia, necesitarán para su validez el dictamen favorable del Capellán. En los asuntos que el Capellán considere de mayor importancia, acudirá para su resolución al Ordinario.

Artículo 40º. El Presidente.
1. El Presidente de la Hermandad ostenta la representación legal de la misma.
2. El Presidente deberá distinguirse por su vida cristiana y sentido eclesial.
3. No podrá ser Presidente quien desempeñe cargos de responsabilidad en partidos políticos.

Artículo 41º. Nombramiento del Presidente.
1. El Presidente de la Hermandad será elegido en Junta General conforme establece el artículo 32º de estos Estatutos.
2. Una vez hecha la elección del Presidente, el Secretario comunicará su nombre y el de su Junta de Gobierno al Obispo Diocesano, a quien corresponde confirmar al Presidente.

Artículo 42º. Funciones del Presidente.
Serán funciones del Presidente de la Hermandad:
1. Cuidar de que los hermanos se formen debidamente para el ejercicio del apostolado.
2. Representar a la Hermandad en el seno de la Junta Mayor de Hermandades y Cofradías de Semana Santa de Tarancón.
3. Nombrar a los miembros de la Junta de Gobierno.
4. Presidir las reuniones de la Junta General y de la Junta de Gobierno.
5. Ordenar la convocatoria y proponer el orden del día de dichas Juntas.
6. Dirigir las reuniones, ordenar las votaciones y levantar las sesiones.
7. Velar por el cumplimiento de los acuerdos adoptados.
8. Firmar las actas levantadas por el Secretario, y demás documentos de la Hermandad.
9. Comunicar al Obispo Diocesano, a los efectos pertinentes, el cambio de domicilio social, las modificaciones de los estatutos y la disolución de la Hermandad, llegado el caso.
10. Presentar al Obispo Diocesano la rendición de cuentas anuales para su aprobación definitiva.
11. Todas aquellas que le otorgue la Junta General o la Junta de Gobierno.

Artículo 43º. El Vicepresidente y sus funciones.
Al Vicepresidente de la Hermandad le corresponde sustituir al Presidente cuando éste no pueda actuar y auxiliarle en todas sus funciones.

Artículo 44º. El Secretario y sus funciones.
Serán funciones del Secretario de la Hermandad:
1. Redactar, por orden del Presidente, y remitir a los hermanos las convocatorias de las Juntas Generales.
2. Levantar acta de las Juntas Generales y las Juntas de Gobierno haciendo constar los temas tratados y los acuerdos adoptados, actas que debe firmar junto con el Presidente.
3. Llevar el registro de altas y bajas de los hermanos.
4. Cuidar del archivo de la Hermandad haciendo inventario de los documentos que obran en él.
5. Llevar la correspondencia de los asuntos propios de la Hermandad.
6. Certificar documentos de la Hermandad, con el visto bueno del Presidente.

Artículo 45º. El Vicesecretario y sus funciones.
Al Vicesecretario de la Hermandad le corresponde sustituir al Secretario cuando éste no pueda actuar y auxiliarle en todas sus funciones.

Artículo 46º. El Tesorero y sus funciones.
Serán funciones del Tesorero de la Hermandad:
1. Preparar anualmente el estado de cuentas y el presupuesto ordinario y extraordinario de la Hermandad.
2. Recabar de los hermanos las cuotas que establezca la Junta General según los Estatutos.
3. Ordenar y archivar cuantos documentos económicos afecten a la Hermandad.
4. Abonar los pagos que se le ordenen de acuerdo con las normas de administración que establezca la Junta de Gobierno.
5. Dar cuenta a la Junta General de los hermanos que no cumplan con sus obligaciones económicas.

Artículo 47º. El Vicetesorero y sus funciones.
Al Vicetesorero de la Hermandad le corresponde sustituir al Tesorero cuando éste no pueda actuar y auxiliarle en todas sus funciones.

Artículo 48º. El Mayordomo y sus funciones.
Serán funciones del Mayordomo de la Hermandad:
1. Formar inventario del patrimonio mueble e inmueble de la Hermandad.
2. Administrar dicho patrimonio en conformidad con lo establecido en el derecho canónico vigente y con lo que decida la Junta General y la Junta de Gobierno.
3. Coordinar los trabajos de traslado y montaje de los pasos y demás enseres de la Hermandad cuando sea necesario para las procesiones, actos de culto y demás actividades programadas por la Hermandad.
4. Coordinar los trabajos de limpieza, almacenaje y mantenimiento de los bienes muebles e inmuebles de la Hermandad.
Para el desarrollo de estas funciones el Mayordomo podrá contar con un grupo de hermanos auxiliares, voluntarios y camareras, conforme lo determine la Junta de Gobierno.

Artículo 49º. El Vicemayordomo y sus funciones.
Al Vicemayordomo de la Hermandad le corresponde sustituir al Mayordomo cuando éste no pueda actuar y auxiliarle en todas sus funciones.

Artículo 50º. Funciones de los vocales.
1. Las funciones de los vocales serán colaborar en la administración y en todo lo concerniente a la vida de la Hermandad, para lograr con mayor eficacia sus fines.
2. Los vocales tendrán como cometidos y funciones aquellas que se les encomienden de manera explícita por la Junta General o la Junta de Gobierno.
3. La Junta de Gobierno podrá crear vocalías permanentes con funciones específicas en las materias que se crean convenientes durante el período de mandato de dicha Junta de Gobierno.
4. Los vocales podrán suplir accidentalmente a los cargos directivos citados en estos Estatutos.

Artículo 51º. Cese de los Cargos Directivos.
Los Cargos Directivos de la Hermandad cesarán en los siguientes casos:
1. De forma automática pasados cuatro años de su elección.
2. Por renuncia propia comunicada por escrito al Presidente de la Hermandad. El Presidente comunicará su renuncia por escrito al Obispo Diocesano.
3. Por acuerdo de la Junta General extraordinaria, convocada para ello conforme se establece en el artículo 31º de estos Estatutos.
4. Además podrán ser destituidos por la Junta de Gobierno o removidos de su cargo por la Autoridad eclesiástica según el derecho canónico vigente, oído previamente el interesado.

Capítulo VI. RELACIONES CON LA AUTORIDAD ECLESIÁSTICA.

Artículo 52º. El Obispo Diocesano.
1. Los órganos y cargos de gobierno de la Devota y Fervorosa Hermandad Penitencial y Cofradía de Esclavos de la Exaltación de la Santa Cruz y Dulce Nombre de María Santísima de Tarancón, que toman libremente iniciativas dentro del campo de los Estatutos, actúan con sumisión a la vigilancia del Obispo Diocesano.
2. El señor Obispo tendrá derecho de intervención en todo lo concerniente a la vida de la Hermandad, conforme a las atribuciones otorgadas por el derecho canónico vigente a la autoridad eclesiástica.

Artículo 53º. Facultades del Obispo Diocesano.
Corresponden al Obispo Diocesano las siguientes funciones:
1. El derecho de visita y el de inspección de todas las actividades de la Hermandad.
2. La aprobación de los Estatutos y sus modificaciones.
3. El nombramiento del Consiliario.
4. La confirmación en sus cargos del Presidente y los miembros de la Junta de Gobierno.
5. La aprobación definitiva de la rendición de cuentas y los presupuestos anuales de la Hermandad.
6. A tenor de lo dispuesto en el canon 1263, el Obispo, oído el consejo de asuntos económicos y el consejo presbiteral, tiene la facultad de imponer un tributo moderado proporcionado a los ingresos de la Hermandad, para subvenir a las necesidades de la Diócesis.
7. La concesión de la licencia necesaria para la enajenación de los bienes de la Hermandad, de acuerdo con los cánones 1291 – 1298.
8. La disolución de la Hermandad, de acuerdo con el derecho canónico vigente.
9. Remover de su cargo al Presidente y demás miembros de la Junta de Gobierno, por causa justa, oyendo antes a los interesados.
10. En circunstancias especiales, cuando lo exijan graves razones, designar un Comisario que, en su nombre, dirija temporalmente la Hermandad.
11. Las demás facultades que el derecho canónico vigente le atribuya.

Artículo 54º. El Párroco.
Los actos de culto, las puestas en andas de las imágenes en el interior del templo y otras actividades que hayan de realizarse en el recinto sagrado, se harán de acuerdo con el Párroco, a quien corresponde ordenar la liturgia.

Capítulo VII. RÉGIMEN ECONÓMICO.

Artículo 55º. Bienes de la Hermandad.
1. La Hermandad podrá adquirir, retener, administrar y enajenar bienes temporales, que tienen la condición de bienes eclesiásticos, de acuerdo con los Estatutos y el derecho canónico vigente.
2. Podrá adquirir bienes temporales mediante donaciones, herencias o legados que sean aceptados por la Junta de Gobierno.

Artículo 56º. Fondos de la Hermandad.
Los fondos de la Hermandad estarán formados por:
1. Cuotas fijas y obligatorias de los hermanos.
2. Donativos de los hermanos o de otras personas y entidades.
3. Subvenciones de origen diverso.
4. Ingresos obtenidos por cualquier medio legítimo de adquisición.
5. Donaciones, herencias y legados.

Artículo 57º. Empleo de los fondos.
El empleo de los fondos de la Hermandad se hará en consecución de los fines de la misma, en conformidad con lo establecido en el derecho canónico vigente y con las normas que establezca la Junta General. De los fondos no se podrá disponer para actividades que desdigan del ideal de pobreza evangélica que está en la idea fundacional de la Hermandad.

Artículo 58º. Corresponsabilidad de la Hermandad.
1. La Hermandad contribuirá anualmente con el 5% de sus ingresos ordinarios a las necesidades de la Parroquia, corresponsabilizándose en el sostenimiento de la misma. Igualmente colaborará en el cuidado material de las imágenes, altares y recinto sagrado en el que se veneran sus imágenes titulares.
2. Igualmente la Hermandad dedicará el 5% de sus ingresos ordinarios anuales a obras sociales y de caridad, cumpliendo de este modo con sus propios fines. Estos fondos de caridad podrán emplearse en actuaciones desarrolladas por la propia Hermandad, colaborando con otras entidades, o contribuyendo en las colectas y proyectos que se organicen a nivel parroquial, diocesano o de la Iglesia Universal, conforme a los cánones 1263 y 1264.

Capítulo VIII. Modificación de los estatutos y extinción de la hermandad.

Artículo 59º. Modificación de los Estatutos.
La modificación de los presentes Estatutos deberá ser decidida por la Junta General con la mayoría de los dos tercios de los votos. Las modificaciones necesitan la aprobación del Obispo Diocesano para entrar en vigor.

Artículo 60º. Extinción de la Hermandad.
1. La Hermandad podrá extinguirse por decreto del Obispo Diocesano a propuesta de la Junta General extraordinaria, tomada en un único escrutinio válido con la mayoría de los dos tercios de los votos.
2. Podrá ser suprimida por decisión del Obispo Diocesano, si la actividad de la Hermandad produce escándalo a los fieles o causa grave daño a la doctrina o disciplina de la Iglesia.
3. En caso de extinción o supresión de la Hermandad los bienes de la misma serán entregados por la Junta de Gobierno, y de acuerdo con lo que determine la Junta General extraordinaria, a cualquier institución eclesial que, dentro de la Diócesis, tenga fines similares a los indicados en el artículo 3º de estos Estatutos, quedando siempre a salvo los derechos adquiridos y la voluntad de los fundadores y donantes.

En Tarancón, a 11 de octubre de 2014.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s